viernes, 22 de junio de 2012

Las grandes empresas químicas como modelo de gestión eficiente en tiempo crisis


La crisis económica afectó también a la industria química,  en particular en 2009. Pero en general, 2010 y 2011 fueron años de recuperación e incluso de crecimiento. Esto fue en gran medida gracias a la capacidad de los actores químicos más importantes para gestionar de manera eficiente sus empresas multidisciplinarias.



En el artículo “The Strength of the Chemical Industry” (*), publicado en el número especial de la revista INGENIERIA QUÍMICA para ACHEMA 2012, la Feria y Congreso de la Industria Química en Frankfurt, se hace hincapié en: el carácter multidisciplinar de las empresas químicas, -reflejado en los múltiples usos y aplicaciones de la química en la sociedad-, el comportamiento de varias de estas empresas durante los últimos tres años de la crisis económica, y la forma en que reaccionaron ante la adversidad y gestionaron su recuperación y crecimiento adoptando estrategias multidisciplinarias. Algunos puntos de vista de empresas de consultoría reconocidas y del Consejo Europeo de la Industria Química (CEFIC) sobre la evolución de este sector son citados, y otra información y datos han sido recogidos de los informes anuales de empresas químicas específicas, así como la visión de algunos de sus presidentes y consejeros delegados. Estos ejemplos de determinadas empresas fueron elegidos sólo con el fin de ilustrar los hechos.



Para asegurar el crecimiento, la importancia de la gestión y estrategia de la  I + D se pone de relieve. Por ello, estas empresas complejas cuidan las aptitudes y la formación multidisciplinarias de su equipo de científicos, ingenieros, economistas, etc. Las universidades son conscientes de estas necesidades y han adaptado su oferta académica para las demandas actuales. Que las empresas y las universidades puedan hacer todo esto es una consecuencia de la transformación progresiva de la química, la física y la biología durante todo el siglo XX en ramas científicas interdisciplinarias y multidisciplinarias.



La industria química es probablemente la más diversificada de todas las industrias. Su cartera de clientes incluye todo un abanico de sectores de consumo. Por su estructura compleja es también uno de los negocios más complicados de manejar, pero también saca ventaja de tal diversificación, porque cuando diversifica reduce los riesgos. Como cualquier otro sector, la industria química se ha visto afectada por la crisis económica global, en particular durante los años 2008-2009, debido al aumento del costo de las materias primas, en particular el petróleo, que afectó sobre todo a los productos petroquímicos básicos y a los productos derivados. La crisis de los sectores clientes, tales como la construcción y las industrias del automóvil, también han jugado un papel importante. Además, los productos de consumo están sufriendo una fuerte competencia de precios. Todo esto requiere estrategias de gestión para mejorar la eficiencia, la flexibilidad, un seguimiento estrecho del mercado, el conocimiento de las necesidades y reacciones del consumidor, e incluso una reestructuración profunda de algunas empresas.



Por consiguiente estas empresas necesitan también profesionales con un alto nivel de habilidades de gestión y de organización, y científicos e ingenieros multidisciplinarios bien formados a fin de optimizar todo el negocio y mantenerlo coherente. El comportamiento de ocho grandes compañías químicas durante los años de crisis confirma su capacidad para sobrevivir e incluso crecer después de haber sido golpeadas por la crisis, y para mantener e incluso para aumentar sus esfuerzos en investigación y desarrollo.



El 1 de diciembre de 2011, la ceremonia que cerró el Año Internacional de Química 2011 tuvo lugar en Bruselas. En la página web dedicada se llegó a la siguiente conclusión: "Fue maravilloso ver tanto interés en la creatividad y el potencial de la química para hacer frente a los desafíos a los que se enfrentan nuestras sociedades.
Oradores de alto nivel y líderes jóvenes exploraron y debatieron sobre cómo la química es vital para la solución de nuestros problemas globales más críticos, entre ellos el de los alimentos, el agua, la salud, la energía, el hábitat, y otros"
. Un grupo de jóvenes químicos, de los Líderes Jóvenes, presentó su visión del mundo en 2050 y el papel que la química va a jugar. Tres representantes de este grupo presentaron su visión particular poniéndose en el papel de tres químicos que trabajan en los EE.UU., China y África en el año 2050. Sus prioridades para la construcción de ese futuro eran: alimentar al mundo, suministrar agua potable para todos, una investigación y educación de alta calidad, la construcción de asociaciones público-privadas, e inspirar a una nueva generación de científicos posicionando a la química como “Facilitador”. La química, y por lo tanto la industria química, satisface múltiples necesidades humanas, y al hacer esto de una manera eficiente e innovadora, las empresas químicas son capaces de obtener beneficios de ella, incluso en tiempos de crisis.



Al principio del artículo se cita una frase de Albert Einstein: “Es en tiempo de crisis que nace el inventivo, y asimismo los descubrimientos, y las grandes estrategias.”



(*)The Strength of the Chemical Industry: managing multidisciplinary business and R&D, R. Aga, SECOT, Spain, INGENIERÍA QUÍMICA, Nº 505. (Número especial para ACHEMA 2012, la Feria y Congreso Internacionales de la Industria en Frankfurt, Junio 2012.
Publicar un comentario