sábado, 30 de diciembre de 2006

ALGAS PARA LA PRODUCCIÓN DE BIODIESEL Y PARA LA CAPTURA DE CO2

La Universidad Estatal de Colorado, USA, y le empresa Solix Biofuels Inc., ambas en Boulder, Colorado, han desarrollado una tecnología que puede producir a gran escala aceite proveniente de algas y transformarla en biodiesel, y han anunciado que Solix Biofuels va a comercializarla en los próximos años. Cuando se alcance una capacidad suficiente, esperan competir con el combustible derivado del petróleo. Dado que las algas convierten el CO2 por fotosíntesis con la energía solar, se trata también de un medio de secuestro de carbono que ayuda a la mitigación del calentamiento de la tierra. La ventaja de usar algas es porque son organismos de crecimiento rápido que pueden producir cien veces más aceite por unidad de superficie que cultivos agrarios convencionales que actualmente se utilizan para biodiesel. Para ensayar el proceso, utilizan el exceso de CO2 producido por New Belgium Brewing Co., una cervecera cercana.

Representantes de Solix estiman que la construcción generalizada de su foto-bioreactor podría satisfacer la demanda de biodiesel de EEUU, que es del orden de 4 millones de barriles/día, produciendo algas en terrenos no utilizables para otros fines cerca de centrales térmicas y otras industrias, cuyos excesos de emisiones de CO2 se recuperarían.

Referencia: Comunicado de prensa de Solix Biofuels Inc., 7 Diciembre 2006

Más información en:
http://www.solixbiofuels.com/index.php?option=com_content&task=view&id=18&Itemid=32















Bioreactores de Solix (Imagen de Solix Biofuels Inc.)

La colaboración entre la Universidad Estatal de Colorado, USA, y la empresa Solix Biofuels Inc., es un ejemplo del enfoque del Estado de Colorado, tal y como se expresa en el Plan Estratégico de la Universidad, de desarrollar lazos más estrechos con la comunidad y favorecer el desarrollo económico mediante la transferencia y comercialización de tecnología.

PetroSun Inc., también

PetroSun Incorporated de Phoenix, Arizona, una compañía energética diversificada que se especializa tanto en fuentes energéticas renovables como fósiles, ha anunciado el 1 de febrero de 2007, que los ensayos de su filial Algae Biofuels con cultivos de algas para la producción de biodiesel, ha llegado a la fase final, previa a la construcción de una instalación comercial. Esta última etapa consistirá en la producción de una pasta de algas adecuada para que pueda ser probada desde el punto de vista técnico y económico en refinerías productoras de biodiesel seleccionadas. Algae Biofuels será propietaria y operadora de las instalaciones de producción y refino.

Inicialmente la compañía consideraba localizar las instalaciones solo en Arizona, pero luego cambió sus planes para incluir también otras áreas aptas para el cultivo comercial viable de algas, tales como New Mexico, California, Luisiana y Michigan para la producción comercial de algas. Sin embargo posteriormente, el 8 de febrero la compañía ha comunicado que ha elegido el estado de Alabama para hacer ensayos a gran escala en sistemas abiertos y cerrados diseñados por la compañía. Este mismo mes de febrero tiene previsto tener reuniones con funcionarios de este estado para la puesta en marcha y elección del sitio para las instalaciones de demostración.

Piensan también en la producción futura fuera de EEUU, en Australia y China.

Ref.: http://www.petrosuninc.com